AUDITORÍA EN EL COLEGIO CALASANZ BUENAVISTA (IED) EN CIUDAD BOLÍVAR

 “Procure con toda diligencia que las escuelas vayan bien en letras y piedad, Por ser éste nuestro ministerio. Si lo cumplimos bien, el Señor nos mandará no sólo la ayuda temporal para vivir y construir, sino también gracias espirituales, que para nosotros son los verdaderos bienes que debemos procurar con todo empeño”. San José de Calasanz (28-7-1629).
 

En el marco del año jubilar nuestra Provincia Nazaret nos convoca a vivir plenamente la vocación a la cual hemos sido llamados, conjugando tres verbos que nos lanza dinámicamente a sentir en cada espacio de la escuela la presencia renovada del Espíritu de Calasanz, estamos convencidos que el educar, anunciar y transformar, nos muestra el camino que recorrió Calasanz para llegar a vivir la experiencia de abajamiento al lado de los niños.

Hoy también somos enviados a sentir y a vivir la experiencia del abajamiento, experiencia que sin duda alguna nos lleva a proponer preguntas y a dar respuestas que abran espacios existenciales que den sentido a nuestra vocación y que permitan recrear los espacios que vivimos día a día al lado de nuestros niños, niñas y jóvenes.


En este contexto de celebración abrimos nuestro ejercicio de auditoría, con la certeza de acompañar a los equipos de gestión a encontrar estrategias de mejoramiento que posibiliten el crecimiento comunitario en cada uno de los servicios que animan y lideran, por lo tanto es importante que este ejercicio sucede en un ambiente de construcción fraterna, con la claridad que nuestro modelo de gestión está basada en el Evangelio y nos permite generar procesos de crecimiento comunitario que conducen a la optimización constante de nuestro proyecto educativo.

La auditoría pretende ser un ejercicio cercano que posibilite el dialogo constructivo entre las partes interesadas, que sin duda redundará en el crecimiento de la identidad calasancia en cada obra, es importante seguir el sendero que marco la evaluación de la calidad calasancia en el año 2015, para ello hemos tomado las cuatro categorías que nos presenta la guía 34 del Ministerio de Educación Nacional, a manera de recordatorio veamos en qué consisten:

• Categoría 4 – Mejoramiento Continuo: El establecimiento involucra la lógica del mejoramiento continuo: evalúa sus procesos y resultados y, en consecuencia, los ajusta y mejora.
• Categoría 3 – Apropiación: Las acciones realizadas por el establecimiento tienen un mayor grado de articulación y son conocidas por la comunidad educativa; sin embargo, todavía no se realiza un proceso sistemático de evaluación y mejoramiento.
• Categoría 2 – Pertinencia: Hay principios de planeación y articulación de los esfuerzos y acciones del establecimiento para cumplir sus metas y objetivos.
 Categoría 1 – Existencia: La institución se caracteriza por un desarrollo incipiente, parcial o desordenado, según el caso. No hay planeación ni metas establecidas y las acciones se realizan de manera desarticulada.

Siguiendo la línea de la auditoría de la evaluación de la calidad calasancia, en esta oportunidad también se convocarán grupos focales, está técnica abierta y estructurada nos permitirá evidenciar aspectos fundamentales en todo lo relacionado con la apropiación y aplicación de las líneas provinciales, sin duda el resultado de este ejercicio será de suma importancia para el análisis de información y la construcción del informe de cada obra.


Este viernes, 20 de octubre, se realizará la auditoría en el Colegio Calasanz Buenavista (IED) en Ciudad Bolívar. Las personas encargadas de esta tarea serán Gladis Cuéllar -Coordinadora Pedagógica Provincial y L. Antonio Muñoz Bedoya -Coordinador de Calidad Calasancia del Colegio Calasanz Bogotá.